Tu Corazón Sigue tu Atención

Contribución de Andrew Love

¿Alguna vez le has dicho a alguien un cumplido, que de alguna manera cambió cómo veías a esa persona, y a demás, como ella se veía a sí misma? 

El poder de nuestras palabras y pensamientos es enorme, porque allí es donde ponemos nuestra atención emocional. Mientras más repitas un pensamiento en tu mente, más empiezas a sentir las emociones que lo acompañan y más se torna verdad para ti. 

Con esto en mente, considera como nuestras palabras están indisolublemente unidas a nuestra experiencia de intimidad con otros. Piensa sobre la última vez que estuviste en una discusión con un ser amado. Considera cuán difícil era pensar en decir cosas buenas sobre este, en el calor de la batalla. 

Cuanto más pensamos en una cierta manera sobre alguien, más buscamos maneras para validar nuestros juicios. Es decir, cuando estamos enamorados, tendemos a ver sólo las cualidades virtuosas y el objeto de nuestra adoración. Al contrario, tenemos una tendencia a villanizar a aquellos con los cuales estamos en conflicto. 

Lo que está pasando aquí es, que nos estamos invirtiendo emocionalmente en probar, lo que queremos creer, que es verdad. Si no somos cuidadosos, podemos crear problemas donde no existen, por seguir nuestro, inconsciente tren de pensamientos. 

Entonces, hablando prácticamente, una manera en la que podemos mantener siempre un alto nivel de amor, en las relaciones que nos importan es, decidir cómo queremos pensar y sentirnos sobre estas personas. Si la negatividad viene en algún punto, entonces podemos decidir, si queremos seguir esa negatividad o no, en vez de ser empujado dentro de un agujero negro.

Aquí hay un consejo fácil de practicar ahora mismo! Si tú tienes a alguien en tu vida, con el cuál te falta intimidad, primero descubre cómo te gustaría sentirte sobre esta persona. Segundo, comienza a pensar pensamientos que te sirvan de soporte para que te sientas de esa manera sobre esa persona. 

Si es el esposo o esposa, encuentra una manera de sentir gratitud por ellos, a través de recordar todo aquello que ames de ellos. Tan pronto como puedas, transforma ese sentimiento de gratitud, hacia ellos a través de halagos y cumplidos. Repite esto hasta que que la dinámica entre tú pareja y tú, cambie. 

Aunque esto pueda sonar extremadamente obvio, es algo que es a menudo ignorado por la mayoría de nosotros. Invertimos demasiado tiempo y energía en pensar negativamente sobre las personas más importantes para nosotros y el resultado neto es la distancia del corazón.

Nos sentimos descontados de ellos.

Olvidamos porque los amamos.

Olvidamos que ellos son hijos de Dios.

Sin embargo, cambiando nuestros pensamientos, las historias en nuestras cabezas sobre ellos, podemos empezar a elegir un enfoque diferente y más productivo.

Toma el tiempo de generar, pensamientos amorosos sobre las personas en tu vida, a las cuales estás comprometido a amar. Cuando puedas sentir gratitud por ellos, déjales saber. Esto ayudará a que brille un nuevo sentido de apreciación y eventualmente, adoración por ellos. 

Practica esto para crear paz e intimidad en tu vida.

Related Articles

Responses